La comunidad está confundida y Twitch retrasa sus nuevas reglas.

Jvana Neri/ febrero 19, 2018/ Diversidad, Editorial, eSports, feminismo, Noticias, PC, Streams, Twitch/ 0 comments

Resultado de imagen para Twitch conduct code“Tenemos que explicar mejor algunas secciones”


Twitch ha retrasado poner en vigor sus nuevas normas comunitarias referentes al acoso, el contenido incitador al odio y los streams de contenido sexual, después de que algunos casters manifestaran preocupación respecto a la forma en que algunas de estas reglas han sido expresadas.

La compañía hizo referencia a las dudas expresadas por algunos streamers en Twitter respecto a lo que consideraron reglas confusas. Afirmó que está tomando tiempo modificar estas reglas con miras a hacerlas vigentes el 5 de marzo en lugar del 19 de febrero.

“Agradecemos todos sus inteligentes comentarios respecto a nuestros nuevos lineamientos comunitarios”, dijo en Twitter la compañía. “Es importante que estén claros para todos, y necesitamos explicar de mejor forma algunas secciones, de manera que estamos retrasando esta modificación para iniciar el 5 de marzo. Publicaremos un nuevo FAQ para antes de ese día.

Una de las quejas más fuertes que expresaron los streamers respecto de las reglas originalmente propuestas son las reglas respecto al comportamiento de los espectadores. La sección respecto al acoso y lenguaje de odio pone:

Los creadores son modelos a seguir y líderes de las comunidades que ellos crean y hacen crecer a su alrededor. Deben tener en consideración las consecuencias de sus declaraciones y las acciones de sus audiencias; pedimos que hagan un esfuerzo de buena fe para aplacar cualquier intento de aquellos en su comunidad que resulte en el acoso a otros.

La idea de que los streamers son responsables directos de lo que los usuarios de su chat hagan –sea dentro o fuera de la plataforma–es ilógica, de acuerdo a algunos de los casters más sobresalientes. Forsen, uno de los más populares streamers y conocido por tener uno de los grupos de fans más problemático, es uno de los creadores que se mostraron preocupados con lo que pueda suceder en el futuro. Los fans de Forsen son de los mayores responsables tanto del surgimiento de un meme racista conocido como Ugandan Knuckles como de organizar ataques de spam en canales de Discord y Reddit.

Cuando Twitch anunció por primera vez los cambios en sus lineamientos, Forsen argumentó que no debería ser penalizado por las acciones de otras personas, quienes, aunque fueran sus fans, no eran personas que él pudiera controlar.

“Los creadores deben considerar las consecuencias de sus declaraciones y las acciones de sus audiencias… no, no, no. No se pueden tener ambas. Puedo controlar lo que digo. No puedo controlar lo que hace mi comunidad. Chingados es en serio?” Afirmó Forsen en un vídeo.

Después, ha hecho comentarios acerca de su conversación con Twitch, que sigue en pie, respecto de las nuevsa reglas. Dijo en un stream reciente que, a pesar de haber solicitado aclaraciones ulteriores respecto a como serán instituídas las reglas nuevas, la compañía respondió con vaguedades.

“Les pedí, literalmente, que definieran las reglas”, dice Forsen en el vídeo a continuación. “¿Cómo se supone que voy a saber si mi chat rompe las reglas si ni siquiera sé las reglas? No tiene pinche sentido. Si mi chat spamea poniendo ‘Pinche Tuck Frump’… entonces que?”

.

 

No solo Forsen se ha preocupado por el trasfondo de las nuevas reglas de streaming, las cuales reforzarán un código de vestimenta más estricto para los casters. Twitch implicó que esto ayudaría a disuadir el contenido sexual en la plataforma, pero los usuarios señalan que esa explicación no es lo suficientemente detallada como para justificar exigir a los streamers cómo deben vestirse.

Una streamer tuiteó respecto a las reglas, posteando una foto del outfit que llevaba cuando fué banneada en Twitch. “He llevado este outfit en público varias veces. No lo compré para hacer streamings. Por lo que, de acuerdo a los “nuevos lineamientos”, no rompí ninguna regla”, dijo.

 

Esta no es la primera vez que Twitch recibe críticas respecto de la vaguedad respecto de sus reglas. La compañía se expuso al escrutinio público el año pasado cuando Trainwrecks, un popular streamer, recibió una suspensión de cinco días por haber hecho un rant misógino. Esa suspensión hizo resurgir un viejo debate acerca de cómo funcionan exactamente las suspensiones en la plataforma. Los usuarios preguntaron la causa de que un streamer fuera banneado por cinco días y otro por 24 horas o por 30 días. Twitch trató de aclararse en sus nuevas reglas, pero los usuarios han opinado que la compañía todavía no tiene suficiente transparencia.

“Actualización poco clara de las reglas”, comentó una persona en el subreddit de Twitch. “Uso excesivo de palabras como ‘intención’ para enturbiar las aguas a propósito respecto de aquello que realmente piensan hacer. Twitch sólo intenta reprimir las quejas respecto a lo sesgado que está su refuerzo de lineamientos con una actualización que les permita decir ‘¿Ven? tenemos estas reglas’, sin embargo, las mismas están allí sólo para justificar sus conductas parciales”