[Reseña] GLASS, UN CRISTAL DE NOSTALGIA ALGO QUEBRADO

Zik Drakull/ enero 15, 2019/ Cine, Próximos Estrenos, Reseña/ 0 comments

Glass reseña

Glass es la tercera entrega en la trilogía de superhéroes del director M. Night Shyamalan. Siendo la secuela directa de El protegido después de 18 años. Les tenemos nuestra reseña sin spoilers.

UN POCO DE CONTEXTO DESPUÉS DE TANTO TIEMPO

Glass es una película de suspenso que se desarrolla en un mundo donde los superhumanos existen, y se enfoca en historias personales de los personajes. Antes de continuar hagamos un muy breve recuento de sus predecesoras, El protegido (Unbreakable) y Fragmentado (Split).

El protegido se centra alrededor de David Dunn (Bruce Willis) y el descubrimiento de sus poderes después de un accidente de tren del cual es el único superviviente.

Tras este evento, Elijah Price ó Mr. Glass (Samuel L. Jackson), se acerca a David para convencerlo de que es un superhéroe como los que protagonizan los cómics. Esto llevará a revelar más tarde que Mr. Glass estuvo detrás de su accidente, y que fue su obsesión por encontrar súper humanos lo que le llevó a realizar actos propios de un súper villano.

Fragmentado debutó en 2016 sin ninguna relación aparente con el filme anterior de Shyamalan. Aquí, seguimos la historia de 3 adolescentes que son secuestradas por Kevin Wendell Crumb (James McAvoy), un hombre con personalidades múltiples, que llegan a contar hasta 24. Una de estas personalidades es un monstruo carnívoro que se hace llamar La Bestia.

Conforme avanza la trama descubrimos que La Bestia tiene poderes super humanos, y la única superviviente al enfrentamiento es Casey (Anya Taylor-Joy, que reinterpreta su papel en Glass).

Al final de Fragmentado, tenemos una escena conectando ambas películas, donde vemos a David Dunn en un restaurante.  

LO QUE NOS GUSTÓ

Hoy en día, muchas películas de superhéroes tienen escalas enormes, rayos hacia el cielo y escenarios que involucran el fin del universo.

En cambio, el tipo de historias que vemos en esta trilogía se centran más en los personajes que en los superpoderes, las relaciones con sus seres queridos y las consecuencias de ser super.

Se podría debatir si estos personajes son más bien vigilantes en un mundo normal, un mundo que carece de superhéroes con capas, armaduras o leotardos.

Por otro lado, Glass funciona muy bien como una secuela para El protegido, hay muchas referencias y reapariciones del cast original, como Spencer Treat Clark en el rol de Joseph Dunn, hijo de el David Dunn, cuya relación podemos ver más desarrollada después de todos estos años, con un Joseph adulto.

Shyamalan nos muestra más de este mundo y el paso del tiempo tras los acontecimientos en las películas anteriores. Además de eso, es un deleite el ver a estos 3 talentosos actores interactuar. Esta película también hace algo de justicia a una acción entre superhéroes y villanos que El protegido no tuvo.

LO QUE NO NOS GUSTÓ

Como siempre, M. Night Shyamalan tiene el sello característico con los giros en la historia, donde juega con las expectativas y suposiciones de la audiencia. En Glass algunos de estos giros son buenos, pero otros se sienten totalmente fuera de lugar o hasta innecesarios.

Otro problema que tiene Glass es tener que ser intermediaria de las películas previas, buscando integrar dos historias no sólo distintas sino también con muchos años de diferencia, dejando huecos en la trama sin resolver. También hay momentos e historias que se sienten forzadas o con demasiada conveniencia para la trama.

Sumado a ello está el mismo problema de Fragmentado, que utiliza de forma ficticia el trastorno de personalidad múltiple a conveniencia a la trama, y puede dejar a algunos un poco insatisfechos.

VEREDICTO

Glass explora de forma interesante una versión alterna y a menor escala de lo que sería tener superhumanos entre nosotros. Y tiene misterios que nos mantienen con incertidumbre sobre este mundo.

Desgraciadamente, queda corta en profundizar en la historia de sus personajes y lo interesante de su mundo, quedando como una secuela mediocre. Si eres fan de la franquicia o el director, definitivamente deberías verla. De lo contrario, creo que podemos esperar a que salga en streaming. Glass se estrena en México el jueves 17 de Enero.